domingo, 5 de diciembre de 2004

Gallardón pide a Europa 1.500 millones para la M-30

Enrique Fuentes

Madrid- El Ayuntamiento de la capital ha solicitado al Banco Europeo de Inversiones (BEI) un préstamo de 1.500 millones de euros para rehabilitar el tercer cinturón. La fórmula no es nueva, ya que Gallardón también recurrió a esta entidad en su etapa al frente del Gobierno regional para financiar proyectos como el Metrosur, y las perspectivas por ahora son halagüeñas. Aunque la petición todavía está en fase de estudio, fuentes del BEI señalaron que el proyecto municipal es «razonable».

El Banco Europeo de Inversiones lleva años financiando proyectos en todo el mundo. Los baremos por los que se guía este organismo para conceder sus créditos responden al mayor o menor grado de coincidencia de los mismos con las políticas de la Unión Europea.

En el caso de la M-30, los técnicos del BEI están analizando todos los aspectos técnicos, económicos y de impacto ambiental que puedan deparar los trabajos, aparte del respeto a todas las directivas comunitarias y nacionales en materia de medio ambiente. Entre las bondades del proyecto que el Ayuntamiento ha «vendido» a los responsables del Banco destaca que sus objetivos pasan por reducir la congestión de tráfico y el consumo de combustible, mejorar el entorno urbano, la movilidad y la calidad de vida de los madrileños.

Según las fuentes del BEI consultadas, la solicitud del crédito de 1.500 millones de euros llegó a manos de este organismo el pasado 11 de agosto, y aunque el tiempo medio para decidir sobre un proyecto de estas características suele ser de seis meses, «puede haber una decisión en cuestión de semanas, incluso antes de que acabe el año». A falta de las últimas consideraciones del equipo de evaluación, los gestores del BEI ven con buenos ojos la apuesta de Gallardón: «Es un proyecto muy importante, y nos parece bastante razonable».

En caso de que el Banco Europeo de Inversiones decida involucrarse en la reforma del tercer cinturón, lo único cierto es que el dinero no empezaría a llegar hasta 2005. «La fase final consistirá en negociar el contrato del préstamo: las condiciones, si el dinero se adjudica a una sola partida o por tramos...», aclaran desde el Banco. Y es que esos 1.500 millones de euros no son ni mucho menos una subvención a fondo perdido. El BEI no regala nada, aunque las condiciones de sus préstamos son mucho más ventajosas que las de otras instituciones comerciales (LA RAZÓN 25-11-2004). Leer más...

No hay comentarios:

Entradas populares